28 Ene 2022

114. POESÍA CATALANA. JORDI VALLS POZO

-22 Nov 2021

 

LA FORMA I EL SENTIT

 

Tothom és bell, només cal trobar l’expressió

facial que mostri aquella espurna d’esperit,

d’esplendor lluminosa que pot durar hores,

segons, anys.

                  De vegades és imperceptible,

de vegades captiva la mirada pètria

del rostre que canvia les seves faccions.

Tothom ha estat lleig en algun moment pels altres,

sovint ens enfrontem per petits detalls mínims

i la crueltat que s’esperava al llindar fred

s’ennuega de bella precisió en la venjança,

no és exactament el que volíem, però és.

De negar l’evidència que en traiem? El mirall

no és l’estrany, i l’aigua no renta les ferides

més fondes i més brutes. La bellesa és mentida.

 

 

LA FORMA Y EL SENTIDO

 

Todo el mundo es bello, solo hay que encontrar la expresión

facial que refleje esa chispa del espíritu,

de esplendor luminoso que puede durar horas,

segundos, años.

                          A veces es imperceptible,

a veces cautiva la mirada pétrea

del rostro que muda sus facciones.

Todo el mundo ha sido feo para  los demás en algún momento,

a menudo nos enfrentamos por pequeños detalles mínimos

y la crueldad que se esperaba en el umbral frío

se ahoga de bella precisión en la venganza,

no es exactamente lo que queríamos, pero es.

¿Nos traicionamos al negar la evidencia? El espejo

no es el extraño, y el agua no limpia las heridas

más hondas y más sucias. La belleza es mentira.

 

 

DE SOBTE

 

Nadó que observa el nen que corre i encalça

l’home jovial i despert a les altes fites

que l’esperen, però abaixa l’altivesa

i a poc a poc cansat s’asseu, aixeca

el rostre plagat d’arrugues i enigmàtic

                                                        s’adorm.

 

 

DE REPENTE

 

Bebé que observa al niño que corre y acecha

al hombre jovial y despierto en los altos hitos

que le esperan, pero baja la altivez

y poco a poco cansado se sienta, alza

el rostro repleto de arrugas y enigmático

                                                            se duerme.

 

 

 

POESIA

 

Aquest és el teu poema. Fes-ne el que vulguis,

el pots rebregar, esbocinar, omplir

de gargots, trepitjar-lo, o pixar-t’hi a sobre.

També, si vols, el pots llegir i oblidar-lo

per sempre, o tornar-lo a escriure. És teu,

i pots canviar-ne el final. Jo ja ho vaig fer

abans de passar-te’l. Ara és cosa teva

no puc ser-ne responsable i m’allibero

del dret i del deure de necessitar

la memòria falsa que et faràs de mi.

Oblida’m de la millor manera: viu-me!

 

 

POESÍA

 

Este es tu poema. Hazle lo que quieras,

lo puedes estrujar, despedazar, llenar

de garabatos, pisotearlo, o mearte encima.

También, si lo prefieres, puedes leerlo y olvidarlo

para siempre, o volver a escribirlo. Es tuyo,

y puedes cambiarle el final. Yo ya lo hice

antes de entregártelo. Ahora es cosa tuya,

no puedo seguir siendo responsable y me libero

del derecho y el deber de necesitar

la falsa memoria que te construirás de mí.

Olvídame de la mejor manera: ¡víveme!

 

 

WISLAWA

 

La Szymborska s’ha mort.

Jo també moriré algun dia.

Posem per cas que sóc la Szymborska

i amb les mans creuades,

espero el darrer comiat

dels lectors fetitxistes.

Sentiré els pensaments de la gent

que anirà passant compungida

als peus del taüt.

 

Amb els temps que corren,

opino, que escriure poesia

és com mastegar xiclet

i fer globus impossibles,

que, quan exploten,

acaben empastifant el nas

per altre cop repetir l’acció,

com una mena de vici compulsiu,

que sabem que no porta enlloc.

 

La poesia, per tant, és una daga

que acompleix el destí

del doble llenguatge.

Si has volgut parlar clar,

no has dit el que deies.

 

Ai, si tot fos tan fàcil

com desplegar les ales

de la metàfora!

 

Però els poemes són amants imperfectes,

mala peça al teler,

esperant un lector atent i sensible

als peus del darrer comiat.

 

 

Tu ja ho sabies

que som un riu sense voluntat.

Descansa en pau Wislawa,

i que el Vístula inundi

el teu cor ara inaccessible.

 

El que escrivim en vida

forma part del cercle

que es dissol entre les aigües.

 

Som allò que callem.

 

 

WISLAWA

 

Szymborska ha muerto.

Yo también moriré algún día.

Pongamos por caso que soy Szymborska

y, con las manos cruzadas,

espero el último adiós

de los lectores fetichistas.

Sentiré los pensamientos de la gente

que irá pasando compungida

a los pies del ataúd.

 

En los tiempos que corren,

opino que escribir poesía

es como masticar chicle

y hacer globos imposibles,

que, cuando explotan,

acaban embadurnando la nariz,

para repetir la acción de nuevo,

como una especie de vicio compulsivo,

que no conduce a ninguna parte.

 

La poesía, por tanto, es una daga

que cumple el destino

del doble lenguaje.

Si has querido hablar claro,

no has dicho lo que decías.

 

¡Ay, si todo fuera tan fácil

 como desplegar las alas

de la metáfora!

 

Pero los poemas son amantes imperfectos,

un asunto incómodo,

que espera al lector atento y sensible

a los pies del último adiós.

 

Tú ya sabías

que somos un río sin voluntad.

Descansa en paz, Wislawa,

y que el Vístula inunde

tu corazón ahora inaccesible.

 

Lo que escribimos en vida

forma parte del círculo

que se disuelve entre las aguas.

 

Somos lo que callamos.

 

 

M’HA CAIGUT EL SEXE DES DE LA FINESTRA DE L’ÀTIC

 

M’ha caigut el sexe des de la finestra de l’àtic, s’ha sentit soroll de trencadissa. Quina mandra ara anar al carrer i com explicar que soc un home i no una dona. Al final baixo per l’ascensor que triga més del compte, com si haguessin afegit pisos a l’edifici. Quan arribo al vestíbul empenyo amb força la porta metàl·lica. Fora de l’ascensor hi ha una selva d’arbres gegants, sembla el Mato Grosso, però no m’arronso, evito els tapirs, les capibares, esquivo els mico-aranya, i els cérvols de banyes impròpies. Se senten rugits de jaguar i cant d’ocells diversos i complementaris: papagais, cacatues, aus del paradís, tucans. I entre l’arbreda frondosa, plantes de fulles molsudes i amples, fruits exuberants, insectes desproporcionats que semblen de plàstic i serps pitons mimètiques entre el brancam. Distret com vaig no m’ adono que entre la vegetació avancen els primers indígenes que se m’acosten encuriosits, volen palpar-me ansiosos. Reclamo al cap de la colla el collaret on duu penjat el meu sexe com si fos un trofeu. Em diu, amb un somriure encisador, que soc la noia més bonica que ha vist mai. I em pugen els colors, estarrufada, com un gat domèstic a mans del veterinari que té cara de núvol i no pot parar de plorar

 

 

 

 

SE ME HA CAÍDO EL SEXO DESDE LA VENTANA DEL ÁTICO

 

Se me ha caído el sexo desde la ventana del ático, y se ha escuchado el estrépito de su rotura. Qué pereza ir a la calle ahora y cómo explicar que soy un hombre y no una mujer. Al final, bajo por el ascensor que tarda más de la cuenta, como si hubieran añadido pisos al edificio. Cuando llego al vestíbulo empujo con fuerza la puerta metálica. Fuera del ascensor hay una selva de árboles gigantes, parece el Mato Grosso, pero no me acobardo, evito los tapires, los capibaras, esquivo los monos araña y los ciervos de cuernos impropios. Se oyen rugidos de jaguar y cantos de pájaros diversos y complementarios: papagayos, cacatúas, aves del paraíso, tucanes. Y entre la arboleda frondosa, plantas de hojas carnosas y anchas, frutos exuberantes, insectos desproporcionados que parecen de plástico y serpientes pitón miméticas entre el ramaje. Como voy distraído no me doy cuenta de que entre la vegetación avanzan los primeros indígenas que se me aproximan con curiosidad, quieren palparme ansiosos. Reclamo al jefe de la pandilla el collarcito donde lleva colgado mi sexo como si fuera un trofeo. Me dice, con una sonrisa encantadora, que soy la chica más bonita que ha visto nunca. Y se me suben los colores, erizada, como un gato doméstico en manos del veterinario que tiene cara de nube y no puede parar de llorar.

 

De Penumbras (2019)

 

 Traducción: José García Obrero

 

 

Jordi Valls Pozo (Barcelona, 1970). Es poeta en lengua catalana, ha publicado quince libros de poemas en catalán. Entre sus últimos trabajos destacán la antología bilingüe catalán-castellano Penumbras (2019), y Pla 10 de l’espai exterior(2020) (Ha sido galardonado con diversos premios como: els Jocs Florals de Barcelona, siendo el primer «Poeta de la Ciutat». En el 2020 obtuvo el Premi Octubre Vicent Andrés Estellés de Valencia. Su obra ha sido traducida en diversos idiomas: castellano, italiano, inglés, rumano, esloveno, occitano. Ha participado en las antologías: Xeixa, fourteen catalan poets (2018), y al italiano: Trentaquattro poeti catalani per il XXI secolo (2014).

 


Tags

Compartir